Excursión al Antelope Canyon

Te cuento mi experiencia

Hola Viajero, hoy te voy hablar de mi visita al Antelope Canyon, te contaré mi experiencia para que puedas disfrutar de tú visita al máximo.

Para aprovechar el primer día de estancia en Las Vegas decidí contratar una excursión para ver esta maravilla de la naturaleza. La excursión la contrate por internet a través de Civitatis.

He realizado varias excursiones con ellos y la verdad que han sido buenas, además que te dan todas las facilidades y vas con todo organizado.

Puedes contratar la excursión desde este link, PINCHA AQUÍ, a ti no te supondrá ningún coste y a mi me ayuda a seguir creciendo en este blog.

Qué es el Antelope Canyon:

El Antelope Canyon es uno de los lugares más mágicos y fotografiados del estado de Arizona. Está cerca de la ciudad de Page, en el condado de Coconino, al norte del estado. El cañón está situado en una reserva de indígenas navajos, de hecho, las visitas al cañón las realizan los guías navajos.

La formación de este cañón es debida a la erosión del agua, que se fue filtrando en la tierra y formo esa grieta. Sus paredes pueden alcanzar los 40 metros de altura en algunos puntos.

Las estrechas paredes de este desfiladero son un largo pasillo de formas sinuosas que recuerdan a un mar de piedra roja. Cuando el sol se eleva, los rayos de luz se filtran por las aberturas superiores, dejando una vista indescriptible, es una pasada.

Dos tipos de visitas:

Existen dos visitas diferentes a este cañón el Lower y el Upper. ¿Cuál es mejor?, pues no hay ninguna opción mala, cualquiera de ellas merece la pena. Yo me decante por la opción del Lower. Cuando realices la reserva podrás elegir qué zona del cañón quieres conocer.

La diferencia más evidente entre uno y otro es que el upper está a nivel de suelo, y el lower tienes que meterte dentro de una grieta a través de unas escaleras que bajan.

La sección superior del cañón, upper, es más amplia, se puede llegar hasta la entrada en jeep. Es la zona preferida por los fotógrafos por su contraste luminosos y formas caprichosas.

La sección inferior del cañón, lower, es más estrecha en la base, pero la luz entra más fácilmente por arriba. En algunos tramos sólo puede pasar una persona a la vez, hay desniveles y escaleras. Sin duda alguna, un lugar para vivir una gran experiencia para los más aventureros. El inferior suele tener menos visitantes.

Cómo fue mi experiencia:

La hora de recogida fue a las 5:15 y el punto de encuentro fue la rotonda del hotel Excalibur, que por suerte estaba cerca de mi hotel.

El camino hasta el cañón es largo, por lo que tienes tiempo en el autobús para seguir durmiendo un poco más, cosa que te recomiendo hacer.

Hace una parada en un área de servicio no muy grande la verdad. Además es un punto frecuentado por más excursiones por lo que se llena fácilmente. Me sorprendió que había muchísima cola en la tienda, pero era para entrar al baño, si quieres comprar algo es fácil no tardaras mucho.

En el cañón no hacen parada en ningún restaurante ni nada, así que si no has llevado comida, comprarlo en el área de servicio sí o sí. Y si tienes que hacer tus necesidades hazlas que luego hasta que no llegas al Antelope Canyon no tendrás otra oportunidad.

Una vez en ruta la primera parada que hace es en la curva de la Herradura “Horseshoe Bend”.

El autobús te deja en el parking, tienes que adentrarte a pie, pero el camino es sencillo porque está señalizado. Tardas como unos 20 minutos en llegar, te dejan aproximadamente una hora y media para disfrutar de las vistas.

El sitio es…espectacular sin ninguna duda. Te hartaras de hacer fotos, eso sí, te pido que seas ante todo muy prudente. La gente arriesga muchas veces por hacerse la foto más al borde, pero no vale la pena si ello pones en riesgo tu vida.

Después de allí llegó la hora de visitar el Antelope Canyon.

Ya en el autobús te dividen en dos grandes grupos, los que van a visitar el upper y el lower.

Los primeros en bajarse son los del upper, el autobús los deja allí y el guía los deja con otra persona que se hace cargo de ese grupo.

Seguidamente el autobús nos lleva al resto hacia el lower. Dentro de grupo del lower dividen a la gente en grupos aún más pequeños.

Una vez allí te asignan un grupo y simplemente te toca esperar tu turno.

Como el cañón es muy estrecho no te dejan llevar mochila, lo único que te dejan es llevar la cámara de fotos colgada al cuello, sin funda. Cuando llega tu turno te avisan, e iras acompañado en todo momento de un guía indio que te irá explicando todo, eso sí en inglés.

No hay palabras para describir lo que sientes viendo esta maravilla de la naturaleza. Encima hizo un día estupendo, era invierno pero había mucho sol.

El guía que va contigo se ofrecerá para hacerte fotos, déjale la cámara o el móvil, porque sabe exactamente cuáles son los mejores puntos para sacar las fotos, yo lo flipe porque era un fotógrafo impresionante. Y si entras por una grieta, pues te toca salir por otra, mola muchíiiiisimo.

Una vez terminada la visita todos los del autobús nos reunimos en un mismo punto y desde allí todos montamos para volver a Las Vegas. Realizando la misma parada que a la ida.

El guía del bus te hablara siempre en inglés. Tuvo el detalle de darnos un snack en mitad del viaje para hacerlo más ameno. Durante la ruta él te va contando lo que vas a ver, por dónde estás pasando, etc.

Te dirá también que tienes una propina, 10 dólares por cabeza, que se repartirá entre él y el conductor. La verdad que esto de las propinas pues no es costumbre en España, pero allí es muy típico y normal.

Conclusión, la excursión me gustó y mucho, la verdad que merece muchísimo la pena la verdad, aunque el viaje sea largo y pierdas todo el día en ir hasta allí, merece mucho la pena y es un lujo tener la opción de verlo aunque te alojes en Las Vegas.

Espero que os haya gustado y servido de ayuda.

Mapa del recorrido:

Los mejores hoteles de Las Vegas

Sígueme

Visita al Gran Cañón del Colorado

Visita a Yosemite

Ruta por Death Valley

Los mejores Shows Gratuitos de Las Vegas

Contacta conmigo